martes, 10 de septiembre de 2013

¿Se puede valorar la marca en una PYME?

Cuando hablamos de marcas todos pensamos en las más grandes (Coca-Cola, Disney, McDonalds, Zara, etc…). De vez en cuando aparece algún ranking con las marcas más importantes, junto con su valor estimado. Si mal no recuerdo creo que existen consultoras dedicadas específicamente a la valoración de este tipo de marcas. Observad que siempre estamos hablando de grandes compañías multinacionales cuyas marcas y productos son conocidos en gran parte del planeta.




Pero, ¿qué pasa entonces con la marca en las PYMES? Porque éstas también tienen una marca, que habitualmente va asociada al nombre de la empresa. Evidentemente juegan en una liga distinta a la de las grandes corporaciones, pero aún así cuentan con una imagen que es reconocida entre sus consumidores o usuarios y que transmite en muchos casos el “saber hacer” de la compañía.

Para mí, cuando hablamos de una PYME (que aunque sea PYME, puede tener una facturación considerable), el concepto marca como tal se diluye y me siento más cómodo hablando de “Fondo de Comercio”. Al final, el Fondo de Comercio de cualquier empresa es ese “algo más” que no sabemos muy bien cómo definir y que se encuentra instalado en la mente de sus clientes y lleva a que éstos compren sus productos y/o servicios.

Entonces la pregunta sería, ¿se puede valorar este Fondo de Comercio en las PYMES? Sí y no. En mi opinión no existe una fórmula mágica de tal modo que multiplicando, por ejemplo, la cifra de ventas o beneficios por “X” nos de el Valor del Fondo de Comercio. Lo que se puede hacer y considero que es más razonable es aproximarnos al valor del mismo de la siguiente manera:

1.- Calcular el Valor de la Compañía en cuestión, ya que dentro de ese importe estaría el valor del Fondo de Comercio. Esto es de sentido común. Un Fondo de Comercio no puede valer más que la propia empresa a la que “pertenece”. Repito, es mi opinión, ¡eh!

2.- Calcular el Valor Contable Corregido, es decir, determinar el valor de los activos a precios de mercado menos el valor de los pasivos y exigible. Sería el equivalente al Neto Patrimonial pero a valor de mercado (en la medida en que sea posible conocer éste).

3.- Calcular el Valor del Fondo de Comercio, como una diferencia entre el Valor de la Compañía menos el Valor Contable Corregido.


Existen más métodos para el cálculo del Fondo de Comercio, pero a mí este es el que me parece más sencillo y sensato. Aunque para gustos, los colores.

Oscar Sánchez Vela.